SIETE RITUALES PARA DORMIR BIEN

Por ahora, la mayoría de las personas entienden la importancia de un ritual en las mañanas. Pero la verdad es que la mañana comienza la noche anterior. La forma en que termina tu día determina la manera en que empezará el siguiente. Utiliza estos siete consejos para preparar tu cuerpo y mente libre de estrés. Relájate noche a noche.

1. Practica la meditación y la visualización.

Destina por lo menos cinco minutos para el yoga o la meditación cada noche. Encuentra un espacio tranquilo en casa, con poca luz, y ponte cómodo. Llena tus pulmones con aire tanto como sea posible y exhala lentamente. De esta manera estás liberando el estrés del día y la energía negativa con cada exhalación. Poner algunos audios para meditar es una gran manera de eliminar las distracciones si encuentras tu mente errante.

2. Prepárate para ser inspirado.

Puedes leer un libro de desarrollo personal o ver un video motivacional. El objetivo aquí es encontrar algo positivo, educativo e inspirador que puedas utilizar para crear un impulso para el día siguiente.

3. Prepara la comida para el día siguiente.

Preparar tu comida en la noche para no tener prisas la mañana siguiente y correr el riesgo de resbalar con tus metas de nutrición. Al preparar la comida con antelación cada noche, estamos invirtiendo en un suministro constante de alimentos de calidad que ayudan en la pérdida de peso y el rendimiento de todos los días.

4. Revisa tus metas.

Cada domingo por la noche, tómate el tiempo para escribir tus metas para la próxima semana. No tienen por qué ser tediosas o en profundidad. Todas las noches, durante la semana, tomate cinco minutos para revisar tus metas y pensar acerca de las tareas que deseas lograr el día siguiente.

5. Hazte preguntas.

Cuando estés mirando tu lista de metas, pregúntate:

¿Qué progreso alcancé en mis metas hoy?

¿Qué mejoras puedo hacer para mañana?

¿Cuáles son tres cosas por las que estoy agradecido hoy?

En cinco años, ¿voy a recordar lo que hice hoy?

6. Crea un santuario en tu dormitorio.

Pasamos alrededor de un tercio de nuestra vida en un dormitorio - eso es mucho tiempo para estar en cualquier lugar. Quizá no seas consciente de que el ambiente en tu habitación tiene un gran impacto en tu salud y longevidad. Tu cuerpo necesita reconocer que el dormitorio es un espacio para dormir. Necesitas que sea un espacio libre de las tecnologías y de distracciones. Asegúrate que tu dormitorio sea lo más oscuro posible mediante el uso de cortinas gruesas y bajando las persianas.

7. Sueño

No debería ser ninguna sorpresa que el sueño es la parte más importante de la rutina nocturna. Es necesario dormir una cantidad adecuada de horas - entre siete y nueve por noche. El sueño tiene increíbles funciones de restauración, y la falta de descanso deja tu mente turbia. Dormir lo suficiente también puede ayudarte con la pérdida de peso y objetivos de fitness: Aumenta la testosterona y la hormona del crecimiento, importantes para cualquier persona tratando de ganar músculo y perder grasa.